Sicarios acribillan al dueño de La U

Dos personas recibieron varios impactos de bala cuando entraban al centro comercial Terramall en San Diego de La Unión, Cartago. Según trascendió, dos sujetos llegaron hasta ese lugar en una motocicleta azul con blanco de marca Yamaha, sin placa y la emprendieron a tiros contra las víctimas.

Al herido lo identificaron como Marcelo Alonso Torres González, vicepresidente del equipo de fútbol La U Universitarios, quien viajaba en su carro junto con tres personas, en apariencia su esposa, un guardaespaldas (quienes no sufrieron heridas) y su asistente, identificada como Suseth Daniela Calero Fernández, quien recibió dos heridas de bala.

“La Fuerza Pública recibió un incidente donde se reportan dos personas que fueron víctimas de un atentado, aparentemente perpetrado por dos personas en motocicleta, de manera que se trabaja con las descripciones que tenemos de estas personas para tratar de detenerlos”, explicó Daniel Calderón, director general de la Fuerza Pública.

Los cuatro llegaron a Terramall después del encuentro que La U disputó contra el Club Sport Cartaginés en la Vieja Metrópoli, donde cayeron 4-3.

Justamente Torres es uno de los dueños de ese equipo de fútbol, por lo que se presume que llegó al centro comercial con la intención de comer junto con quienes lo acompañaban.

 

MUY GRAVES

 

Los dos heridos fueron trasladados al Hospital Calderón Guardia en condición muy delicada, incluso desde su ingreso los llevaron a sala de cirugías porque requerían intervenciones quirúrgicas, sin embargo al cierre de edición continuaban en el quirófano.

Silvia Mesén, doctora de Emergencias Médicas, servicio que trasladó a Calero Fernández, mencionó que esta recibió varios impactos de bala, pero se encontraba estable.

“Nos despacharon para la zona de Terramall, el parqueo sur, para atender a dos pacientes heridos de bala, no sabemos bien qué fue lo que pasó, solo abordamos a dos pacientes. Uno fue abordado por la Cruz Roja y el otro por nosotros.

Abordamos a una paciente de 30 años que tenía un impacto de bala en el hombro izquierdo y otro en la parte posterior de la espalda”, explicó la médica.

Los paramédicos desconocen si al momento del ataque los afectados estaban dentro de algún vehículo o si caminaban hacia el interior del centro comercial.

En tanto el Torres González, de 44 años, recibió cinco impactos de bala en mejilla, mandíbula, tórax, base del cuello y un roce en la cadera. Fue valorado en condición muy delicada por la seriedad de las lesiones, incluso mantenía un pronóstico reservado.

Las autoridades manejan la hipótesis de que los sicarios apuntaron a la cabeza, pero fallaron, aunque sí causaron heridas graves con armas calibre .40.

 

GATILLEROS 

 

Las autoridades obtuvieron una imagen de la motocicleta utilizada en el ataque y sus dos ocupantes. El atentado se produjo a la 1:43 p.m. en el parqueo sur del centro comercial.

“Según testigos, los responsables serían dos sujetos que huyeron en una motocicleta tipo montañera blanco con azul, por lo que de inmediato la Fuerza Pública realizó los cierres de vías correspondientes”, informó el Ministerio de Seguridad Pública (MSP).

Al cierre de edición no lograban dar con los dos sospechosos.

Trascendió que una moto con características similares a la usada por los gatilleros siguió a la ambulancia que trasladó a Torres González, sin embargo se desvió hacia Tirrases o zonas cercanas.

 

SEGUNDO ATAQUE

 

Torres González es empresario y ha manejado un perfil bajo desde que fue víctima de un ataque armado en Lindora.

El 7 de junio de 2018 estaba en un restaurante en Momentum Lindora, en Santa Ana, cuando ingresaron dos personas y le dispararon en varias ocasiones, recibiendo cuatro disparos en tórax, cara y brazos.

En esa ocasión Freddy Chacón, jefe de la sección de Delitos contra la Integridad Física, Trata y Tráfico de Personas de la Policía Judicial, indicó que la víctima tenía un restaurante cerca de donde se produjo el ataque y que al sitio de la balacera llegó una persona a pie, quien escapó en una motocicleta.

En apariencia ambos ataques estarían ligados a un ajuste de cuentas por drogas.

DIARIO EXTRA trató de obtener la versión de la administración del centro comercial donde se produjo el segundo atentado, sin embargo no nos atendieron, mientras que el personal de seguridad afirmó que no estaba autorizado para hablar y probablemente se emitiría un comunicado en las próximas horas.

En tanto, en La U Universitarios informaron que esperaban un reporte del centro médico para emitir una reacción tras lo ocurrido.

Fuente: Diario Extra, 1er Impacto

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s