Adiós al relojero más antiguo de la península de Santa Elena

Para que se despidan todos quienes conocieron al artesano Santiago Pillasagua Yagual,  su cofre mortuorio fue colocado en el exterior de su taller, ubicado en el barrio Mariscal Sucre del cantón La Libertad, provincia de Santa Elena.

Después, un grupo de jóvenes sobrinas del fallecido le cumplieron el deseo: cargar el ataúd en hombros, y lo llevaron hasta su última morada en el cementerio de esa localidad peninsular, la mañana de este martes 28 de julio de 2020.Pillasagua Yagual, de 78 años, falleció el lunes 28 de julio de 2020, a causa de una enfermedad que lo aquejaba desde hace meses.

Lo conocían como Relojería suiza por el nombre del taller que fundó en la década de 1960, cuando apenas era un adolescente. Fue el primer relojero que tuvo la península de Santa Elena.

El hombre se destacó por su habilidad para reparar relojes. El oficio lo aprendió de un grupo de suizos que a mediados del siglo pasado estuvieron de paso por esta zona.

Santa Elena
A Santiago Pillasagua Yagual lo conocían como Relojería suiza.JOFFRE LINO

Los extranjeros que en aquella época arribaron al puerto de La Libertad eran técnicos en relojes e hicieron amistad con el peninsular y al verlo interesado, le explicaron cómo funcionaban aquellos aparatos.

Pillasagua aprendió rápidamente y con destreza logró armar y desarmar los equipos que los foráneos cargaban. Además de explicarles las técnicas para repararlos, los visitantes le obsequiaron unos libros referente a la actividad.

“En esa época la mayoría de los cronómetros que se vendían en el país se los traía de Suiza y Santiago aprendió con los mejores. Como era el único taller que en ese entonces existía acá tenía clientes de todas partes”, comentó su amigo Williams Suárez Domínguez.

Con la instalación de su relojería, este peninsular también abrió camino a que en la zona se establecieran otras personas y así nació el barrio.RELACIONADAS

Por la fama ganada, en varias ocasiones, autoridades de la localidad galardonaron a Santiago Pillasagua Yagual, quien en dos ocasiones, fue nombrado teniente político de su parroquia y fundador de la Sociedad de Artesanos de la península.

Decenas de personas entre amigos y familiares acudieron a las exequias del pionero de relojería en Santa Elena, pero en la administración del cementerio se dispuso que sólo ingresen cinco personas a dejarlo en su última morada. Así dieron el adiós al relojero más antiguo de la península. 

Fuente: Diario Extra, 1er Impacto

Madre e hijo murieron al caer a un abismo

Algo más de dos horas duraron las tareas  para extraer los cadáveres de una madre y su hijo, quienes fallecieron la tarde del lunes 27 de julio de 2020, luego de que sufrieran un accidente por  la quebrada en Churumanga de la parroquia El Rosario del cantón Pelileo, en la provincia de Tungurahua.Los cadáveres de José Moreta, de 40 años, y de su madre Rosa Emilia Torres, de 70, fueron encontrados cerca de la camioneta de placas PDE0571, en la cual se movilizaban, a 300 metros de la quebrada en Churumanga de la mencionada localidad.
En la comunidad no saben qué mismo les pasó. La ruta es desolada, con caminos pronunciados y a sus costados hay pendientes, por lo cual en el sector sospechan que José, quien conducía el vehículo, perdió el control y se volcaron.

La emergencia se reportó al ECU911 a aproximadamente las 16:00 del lunes, pero unos vecinos de Churumanga, apenas conocieron del accidente, se dirigieron hasta la quebrada.

Desde el filo de la carretera es imposible ver el fondo, pero los paramédicos y personal del Servicio de Investigaciones de Accidente de Tránsito (SIAT), descendieron los 300 metros de la montaña para encontrar a las dos víctimas.RELACIONADAS

El sargento Luis Analuisa, perito del SIAT reportó que al parecer fue pérdida de carril y posterior volcamiento.

Familiares y amigos de las víctimas, así como curiosos se quedaron hasta que lograron retirar los cuerpos y el carro que quedaron atrapados en medio de la vegetación que cubre el sector. Se tardaron más de dos horas en las tareas.

Fuente: Diario Extra, 1er Impacto

Dos policías se refugian de una lluvia de piedras y palos en el norte de Quito

Dos agentes de la Policía Nacional se refugiaron en una vivienda del barrio  Colinas del Norte, luego de ser agredidos por moradores del sector, la tarde del 26 de julio. El incidente se registró durante un operativo de control en una de las canchas del lugar y cuyas imágenes fueron difundidas en redes sociales este lunes 27 de julio.

Otros agentes policiales llegaron al punto para rescatar a los agentes que permanecían dentro del inmueble por temor a ser golpeados nuevamente. Minutos antes, una lluvia de piedras y palos cayó sobre ellos tras pedir a los vecinos que se retiraran del espacio deportivo.

Más de 30 minutos tardó la Policía en retirar de la vía pública al centenar de personas que se encontraban en ese sitio durante el percance. Según Fausto Salinas, comandante de Policía del Distrito Metropolitano, las personas estaban incumpliendo las medidas vigentes de distanciamiento social y uso de mascarilla en espacio público.

Sobre los agentes atacados, el informe de la institución reveló que sólo uno de ellos sufrió lesiones de gravedad, por lo que después de la valoración médica, recibió una incapacidad de cuatro a ocho días.

Fuente: Diario Extra, 1er Impacto

Fiscalía imputará cargos penales en contra del expresidente Bucaram y sus tres hijos Dalo, Michel y Jacobo

La situación jurídica de los miembros de la familia Bucaram se define esta semana. La Fiscalía tiene programadas dos audiencias en las que imputará cargos penales en contra del expresidente Abdalá Bucaram y sus tres hijos Dalo, Michel y Jacobo. A las 10:00 de mañana, los agentes entregarán ante el juez elementos recabados en contra del exjefe de Estado y de su hijo mayor, Jacobo. Ambos son señalados por un presunto delito de tráfico de bienes patrimoniales. Al día siguiente, los tres hermanos enfrentarán otra diligencia, pero por supuesto delito de asociación ilícita. En este proceso legal también está inmersa Gabriela Pazmiño, esposa de Dalo. Con estas dos diligencias, la familia Bucaram suma tres procesos judiciales en su contra. Las investigaciones arrancaron el 3 de junio pasado en la vivienda del exmandatario. Ese día, la Policía allanó el inmueble y encontró evidencias que han sido incluidas en los tres expedientes. Un revólver y cajas con municiones, que reposaban en el dormitorio de Abdalá Bucaram, sirvieron para enjuiciarlo por tráfico de armas. En cambio, figuras de cerámica, que también se hallaban en la casa, serán usadas para la investigación por tráfico de bienes patrimoniales. Además, decenas de cajas con fármacos y pruebas covid, que fueron incautadas, serán incluidas en el proceso por asociación ilícita. Informes oficiales señalan que los tres hijos del expresidente participaron de actividades ilegales que ejecutaban Daniel Salcedo y otros implicados en corrupción. En el caso de Dalo Bucaram, la Fiscalía advierte que guarda estrecha relación con Salcedo desde el 2017, año en el que participó como candidato a la Presidencia. Ayer su abogado, Jorge Acosta, habló del tema y afirmó que el apoyo que recibió su cliente no fue económico, sino colaborativo, con grupos musicales durante los eventos que se desarrollaban en parroquias y pueblos. El jurista no negó la amistad de su cliente con Salcedo. Confirmó que durante 10 días, Dalo y su familia se hospedaron en una de las propiedades en Miami, EE.UU. En ese país también se encontraría Michel Bucaram. Las evidencias en su contra se relacionan con una sociedad que tendría con Salcedo desde el 2018. Datos de la Superintendencia de Compañías indican que los dos eran representantes de una empresa dedicada a la gastronomía y bares. Los abogados de la familia Bucaram advierten que fue un restaurante que quebró a los pocos meses de su apertura y que “por descuido” no cerraron el RUC. Ahora, esa empresa es parte de las firmas que son indagadas por la Fiscalía para determinar la ruta del dinero por la venta ilegal de medicamentos públicos. Aquí también entra el nombre de Jacobo. Los investigadores adelantan que tienen pruebas sobre compra de medicinas en el mercado ilegal. Según elementos recabados, las transacciones se hacían en efectivo y la casa de su padre sería uno de los puntos de encuentro con los ofertantes. Esos detalles constan en el proceso por asociación ilícita. Allí se dice que Jacobo habría realizado transacciones ilegales superiores a los USD 100 000. Pero para los abogados defensores de la familia, esas informaciones no tendrían valor jurídico, pues las habrían proporcionado personas que cometieron delitos en Ecuador y en Panamá. Por eso aseguran que la Fiscalía no tiene pruebas en contra de nadie y que todo es “una persecución política”. Por lo pronto, la Policía ha confirmado que tiene alertas para evitar la salida del país del expresidente Bucaram y su hijo Jacobo. De hecho, esa advertencia se lanzó el pasado viernes a través de un comunicado interno. Allí, las unidades que operan en zonas de frontera conocieron información del caso.

Fuente: Diario EL COMERCIO