Le ofrecieron un tour y la violaron

Confiar en una compañera de trabajo a la que no conocía bien, fue el error de Alexandra (nombre protegido). Después de tanta insistencia aceptó a dar un recorrido por Píllaro, cantón de Tungurahua, al que había llegado hace tres semanas para empezar con el año rural para completar el ciclo académico como licenciada en Enfermería.

La joven, de 24 años y oriunda de Salinas, provincia de Santa Elena, le brindó la confianza a esta compañera que labora en la misma casa de salud. Pero lo que jamás pensó que esa salida iba a representar la peor de sus pesadillas. Fue drogada y violada y los presuntos culpables serían dos policías.

Alexandra, prefiere no hablar. Es que el solo recordar lo que vivió durante cerca de siete horas, la lastima. Pero delega a su abogado defensor y sus allegados, quienes conocieron sus horas de dolor y terror.

Videollamada los delató

Israel Segura es compañero de Alexandra. Recordó que hace tres semanas llegaron cuatro licenciados en Enfermería para cumplir el año rural. Tres mujeres y solo él como hombre. Las compañeras fueron designadas al cantón y él, a una parroquia.

La tarde del martes 15 de septiembre de 2020, una trabajadora del hospital invitó a Alexandra a salir a pasear y hacerla conocer el redondel de Rumiñahui que está al ingreso de Píllaro. “Como fue tanta la insistencia, nuestra amiga aceptó. Han estado en el redondel y después llegan los dos policías que les han brindado una bebida. La que la sacó desapareció y nuestra amiga no llegó a la casa.  A las 19:00, las compañeras de cuarto me van a llamar porque Alexandra no aparecía y tampoco contestaba el celular. Fuimos a verla al hospital a ver si estaba trabajando y nadie nos dio respuesta. Nos asustamos mucho porque no somos de aquí, denunciamos en la Policía y ellos nos llevaron a dar vueltas para buscarla y después nos dijeron que nos tranquilicemos, que iba a aparecer”, narró el joven.

Agregó que ellos no dejaron de rastrear el celular y les sorprendió que les contestaban hombres, pero mofándose. Después hicieron una videollamada y fue cuando lograron observar que la amiga estaba desnuda en una cama y uno de los hombres vestido de policía. “Creemos que se confundieron, por eso respondieron la videollamada. Pedimos ayuda nuevamente a la Policía y como a las 02:00 del miércoles 16, una mujer policía llevó a nuestra amiga indicando que la había encontrado”, informó el enfermero.

Amenazas y dinero

Alexandra les contó a sus amigos y parientes que tiene en Píllaro que al tomar una bebida perdió el conocimiento y cuando reaccionó observó a un policía que la estaba violando.

La joven denunció, pero antes de que se ejecute la audiencia de formulación de cargos, aseguran los allegados, recibió amenazas e incluso supuestamente le ofrecieron 20 mil dólares para que no siga el proceso.

Juan Carlos Vayas, abogado de la víctima, expresó que están implicados un subteniente y un cabo segundo. El subteniente tiene prisión preventiva por 30 días que dura la instrucción fiscal porque fue a quien identificó la víctima que cometía el delito en el momento que reaccionó. Mientras el otro servidor policial tiene medidas cautelares de presentarse tres días por semana a Fiscalía y prohibición de salida del país. Un adolescente también está involucrado en el proceso, pero, al parecer, trató de ayudar a la enfermera.

“Entre las pruebas presentadas está el examen médico legal donde se comprueba la violación. Dentro del proceso se establecerá si las dos personas la violaron. Se ha pedido medida de protección contra la víctima. La pena por este delito sería de 19 a 24 años de cárcel”, explicó el abogado.

Germán Calgua, abogado defensor de los implicados, mencionó que durante la instrucción previa demostrarán todas las pruebas de descargo e incluso aseguró que para uno de sus defendidos ‘no hay pruebas que haga presumir que fue parte del delito’.RELACIONADAS

El coronel Jaime Amores, jefe de la Subzona de Policía de Tungurahua, aseguró que es el primer caso ocurrido en la provincia de policías inmersos en delitos.

Añadió que la institución también realizará las investigaciones y serán sometidos a procesos administrativos disciplinarios y eso llevará a una sanción, siempre respetando el debido proceso y los derechos de los servidores policiales, muy independiente de la justicia ordinaria.

Fuente: Diario Extra, 1er Impacto.

Un muro cae y mata a una mujer, en Pomasqui

La tarde de este 17 de septiembre de 2020 se registró el colapso de una pared en el sector de Pomasqui, norte de Quito. Los escombros cayeron sobre una pareja que caminaba por una vereda.

Eso causó la muerte de una mujer en el mismo lugar. Mientras que el hombre resultó herido.

El hecho ocurrió a pocos kilómetros del aluvión que inundó la parte céntrica de la parroquia. Los equipos de rescate llegaron al sitio luego de que les informaran, a través del ECU 911, sobre lo sucedido.

Miguel Llumiquinga, teniente de los bomberos, explicó que se estabilizó al paciente para llevarlo a un hospital. Entretanto se esperaba la llegada de la ambulancia de Medicina Legal para el traslado del cadáver a la morgue.

Los rescatistas dijeron que se indagará el motivo por el que se cayó el muro. No se descarta que probablemente se debilitó por el aguacero de este miércoles.

Fuente: Diario Extra, 1er Impacto.