¡Madre le inyectaba lejía a su hija! Dice que “no la amaba”

Sí, los hijos son los niños de los ojos de sus madres. Sin embargo, como en  todo dicho, hay excepciones. En este caso, uno lamentable e indignante. Una niña de 18 meses fue torturada por su madre, quien le inyectaba lejía en el cuerpo.

El caso ocurrió en Estambul, Turquía. La niña tenía solo 18 meses. Su madre, identificada como Ezgi Korucu confesó en el interrogatorio policial que no quería a su hija y que ese fue el motivo por el que la quiso matar, inoculándole lejía con una jeringa.

Fue la misma madre quien lo confesó después de que la niña fuera hospitalizada. Las lesiones sufridas por la bebé llevaron a los médicos a presentar una denuncia, según la prensa turcaAsí comenzó la investigación que llevó a la policía a detener a la madre.

Ezgi Korucu aseguró que con esto buscaba castigar a la menor, toda ver que su nacimiento, indicó la madre, la convirtió en víctima de un sufrimiento atroz.

No obstante, la inyección de lejía fue una de las varias torturas que las mujer le hizo a la pequeña. De acuerdo a la prensa turca, la madre le hizo cortes de navaja en su cabeza, piernas, brazos, pecho e incluso párpados.

Además de lejía, aseguró durante el interrogatorio policial que también le inyectó jabón líquido.

“Esto empezó cuando mi hija tenía un mes”, confesó la madre. En tanto su defensa legal se basa en que la madre padece de una evidente alteración mental, producto de la violencia que la propia mujer recibió de su pareja.

Su abogado agregó que era una manera que Ezgi Korucu buscó para ir a prisión y así salir de la casa donde era maltratada por el hombre. En tanto, la bebé se quedó  a cuidado de su tía.

Fuente: Diario Extra, 1er Impacto.

Indígenas advierten con ‘ortigar’ a los belicosos de un mercado de Guayaquil

Las calles Gómez Rendón y Abel Castillo, cercanas al centro de Guayaquil, permanecieron obstruidas por cerca de dos horas la mañana de este viernes 4 de diciembre de 2020. ¿Los protagonistas? indígenas y trabajadores del mercado de abastos de este sector. La medida fue tomada en rechazo a la agresión que sufriera, la tarde del 2 de diciembre, un grupo de comerciantes otavaleños, por parte de ciudadanos de nacionalidad venezolana, en el momento en que se disputaba un espacio en las calles Febres Cordero y Eloy Alfaro.

Eran cerca de las 09:00 de este viernes cuando los manifestantes colocaron barricadas hechas de llantas y madera, en la Gómez Rendón, al tiempo que exhibían pancartas en la que expresaban su malestar por los incidentes registrados.

Los dirigentes exigieron a las autoridades policiales y municipales que se pronuncien sobre la serie de agresiones que- recalcaron-, ha sufrido comunidad indígena por parte de los extranjeros.

Agua helada y ortiga

Advirtieron que aplicarán la justicia indígena en caso de que no existan sanciones en contra de agresores venezolanos.

“Hay que bañarlos con agua helada, ortiga y darle fuete (azotes) para que se corrijan”, expresó el dirigente José Guamán.

Guamán aclaró que el asunto no es con todos los foráneos que tabajan en el sector, pero considera que es el momento de poner un alto a los pitos que supuestamente provocan algunos de ellos, “porque sino la situación se saldrá de las manos”.RELACIONADAS

Un carro bomba el Cuerpo de Bombero acudió al sitio para retirar el material quemado. Personal antimotines de la Policía Nacional permanece en el sector, para evitar más desmanes.

comerciante 3
La Policía antimotines llegó al sector ante posibles desmanes.JOSÉ PIZZA / EXTRA

Para el lunes 7 de diciembre, la dirigencia informó que acudirá hasta el palacio municipal en espera de una respuesta.  

Fuente: Diario Extra, 1er Impacto.