¡Cuidador de carros estaba en la morgue y por COVID-19!

Desde hace casi dos meses los familiares de Luis Roberto Jara Cedeño  desconocían su paradero. Sin embargo hace 15 días recibieron una llamada que los perturbo. “Luis está muerto, su cuerpo está en la morgue”, le habría manifestado un amigo de la víctima.

Pero el dolor por la muerte de su ser querido, no era a lo único  desconsuelo  que deben enfretar sus parientes. También el hecho de que Luis, de 63 años falleció por COVID-19 y que su cuerpo se encontraba en los frigorificos del Laboratorio de Criminalística y Ciencias Forenses de Guayaquil.

“En la morgue nos han informado que el cadáver de mi padrastro está los congeladores y que la causa de su deceso fue por COVID-19. Hemos estado en los trámites para retirarlo, ya tenemos más de una semana así”, aseguró Mayra Alvarado, hijastra del fallecido.

Desde hace más de una década Jara Cedeño se dedicaba a cuidar vehículos en las calles 29 y Venezuela (suroeste de Guayaquil). Mayra dijo a este Diario que tras la separación de su mamá, Luis solía dormir en los carros que cuidaba para ganarse la vida.RELACIONADAS

“Mi padrastro tenía otras dolencias, además era alcoholico, pero eso no lo mató, sino el Covid”, mencionó con tristeza la deuda.Según el Ministerio de Salud Pública (MSP) hasta el 15 de enero, en Ecuador han fallecido 9.669 personas por la enfermedad originaria en Wuhan, China. Pichincha ((2.044) y Guayas (1.867) son las provincias donde se han resgistrads más víctimas mortales por coronavirus.

Fuente: Diario Extra, 1er Impacto.

Capturan a dos hombres con ‘maracachafa’, un arma y billete

Dos ciudadanos quedaron detenidos la tarde de este jueves, luego de que agentes policiales los interceptaran con un arma de fuego, droga, balas y dinero en efectivo. La captura ocurrió en el sur de Guayaquil, a las 16:00.

Según informó el jefe de policía del distrito 9 de Octubre, el coronel Fernando Vaca, los sujetos fueron vistos en una actitud sospechosa, queriendo escapar de un grupo de uniformados quienes patrullaban por la calle Domingo Savio.

Ante aquella reacción nerviosa, los gendarmes empezaron a seguirlos iniciándose entonces una persecución. Los ‘paniqueados’ ingresaron a una vivienda pretendiendo evadir a los policías, pero finalmente fueron retirados del domicilio.

EVIDENCIAS

Los agentes revisaron qué pretendían ocultar los aprehendidos y descubrieron que estaban en poder de un revólver, 25 municiones de diferentes calibres, 122 dólares en efectivo, tres celulares y heroína almacenada en diminutas envolturas y pequeños tubos.

Los capturados fueron trasladados hasta la Unidad de Flagrancia, en el norte de la ciudad, para que allí se les efectúe la correspondiente audiencia de formulación de cargos.

Fuente: Diario Extra, 1er Impacto.