La Zona 8 sigue siendo escenario de crímenes sangrientos 

el

Ñañito, levántate! ¡Dios, él no está muerto!”, gritaban desesperadas las hermanas de Santiago Gregorio Díaz Quiroz. En medio de su suplicio ellas agarraban los brazos y el rostro de su pariente. Deseaban que un milagro se los devolviera con vida.

El asesinato del guayaquileño, de 28 años, ocurrió a las 13:00 del 11 de febrero de 2022 en la manzana K de la cooperativa Valle de los Geranios, en el norte de la ciudad.

Díaz y otras dos personas conversaban en la vereda cuando de un auto rojo se bajaron dos individuos y dispararon. Los sobrevivientes fueron llevados en una ambulancia hasta una casa de salud. El occiso registra antecedentes penales por receptación.

Seis horas antes en el kilómetro 7,5 de la vía a Daule, Max Pesantes, empleado de una empresa de entrega de documentos y encomiendas, fue atacado a bala cuando se movilizaba en su carro Kia Sportage color negro, de placa GSR-8295.

Los crímenes de Valle de los Geranios, Isla Trinitaria y Durán tendrían relación con el expendio de droga, cita un informe de la Policía.

El coronel Geovanny Argüello, jefe del distrito Florida, informó que la víctima se dirigía a su trabajo, ubicado a tres cuadras de donde fue atacado.

A la 01:00, en la ciudadela Las Terrazas de Durán fue acribillado Jonathan Cobeña, de 27 años.

Dos horas antes, en la cooperativa Valladolid de la Isla Trinitaria fue asesinado Bryan Briones Aguilera, de 19 años.

Fuente: Diario Extra, Primer Impacto.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s